La Iglesia de San Francisco de Santander

Santander es una ciudad llena de atractivos turísticos como es el conjunto de sus playas, su exquisita gastronomía o sus alternativas de ocio. Sin embargo, tampoco hay que pasar por alto que cuenta con un interesante patrimonio arquitectónico y artístico que merece la pena conocer y en ese sentido habría que destacar su Iglesia de San Francisco.

En el año 1940 fue cuando se levantó dicho templo que es obra del arquitecto local Javier González Riancho que se caracteriza por ser uno de los profesionales de este arte más importantes del régimen franquista.

Dentro del patrimonio artístico-religioso de la comunidad autónoma cántabra se encuentra dicha edificación que se define básicamente por su estilo herreriano. Este es el que predomina en El Escorial en Madrid o la Iglesia de San Francisco en Santiago de Compostela y es que el citado régimen quería volver a reflejar los máximos esplendores de España durante la historia, reflejados en este caso en algunas de las citadas obras, de ahí que sean tomadas como fuente de inspiración.

Los ejemplos tomados aparecen “homenajeados” en aspectos como los pináculos de la portada o campanario de tipo octogonal y abovedado.

Entre los elementos más significativos de esta construcción destaca su retablo neobarroco que pertenece a Valeriano Martínez, el órgano del coro que fue realizado a mediados del siglo XX por la empresa de Nuestra Señora de Montserrat o la cripta que fue obra de Manuel Cacicedo.

No Comments Yet.

What do you think?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.